ACEPTAREn aliste.info utilizamos cookies propias y de terceros con la finalidad de optimizar la navegación y obtener estadísticas que nos permitan mejorar los servicios prestados a través de esta página. más información
Qué lugares hay de interés en tu pueblo?

Añade uno
Descargate el PDF gratuito de ADATA
con la guía de setas.





aliste.info en facebook

Siguenos en:
http://facebook.com/aliste.info

aliste.info en google+

Siguenos en: https://plus.google.com/113384361826438383797

aliste.info en twitter

Siguenos en:
http://twitter.com/alisteinfo

aliste.info en youtube

Siguenos en:
http://youtube.com/alisteinfo

Filtro Por pueblo

Mostrar novedades solamente de: Ver Todos los pueblos

Tag: Economía

TAGS: EconomíaNaturaleza
05NOV2008

Artesano de la miel...

URL: http://www.laopiniondezamora.es
josé maría estévez toma el testigo de su abuelo en figueruela de abajo, con una explotación familiar de doscientas colmenas en las laderas de peña mira...IRENE GÓMEZ. En la falda de Peña Mira, el punto más alto de la Reserva Regional de Caza de la Sierra de la Culebra, emerge un paraíso natural regado por aguas cristalinas y una variedad de frutos silvestres donde las abejas liban a su antojo cuando el monte brota en todo su esplendor. Brezo, castaño, manzano, espino blanco, zarza, cerezo silvestre, rosal, jara, cantueso o tomillo, libres de insecticidas o herbicidas, conforman un manjar excepcional para insectos que rayan casi la perfección. «Para ser un buen apicultor te tiene que gustar la naturaleza», apunta José María Estévez, un artesano de la miel que acaba de montar su pequeña explotación familiar en Figueruela de Abajo. En su caso, siguiendo un proceso íntegramente artesanal en lo que constituye todo un modelo de aprovechamiento de las bondades que generosamente brinda la naturaleza. Este rincón de la comarca de Aliste aporta un amplia variedad de productos -castañas, moras, setas, nueces, endrinos...-, a los que habitantes y oriundos extraen rendimiento en mayor o menor medida. Uno de ellos es la miel, y José María Estévez, siguiendo la estela de su abuelo, ha levantado una pequeña explotación que saca adelante con la ayuda de su mujer y sus dos hijos. A la hora de autodefinirse lo tiene muy claro: «soy un artesano que comercializo mi producto».

José María Estévez se familiarizó desde bien pequeño con el mundo de las colmenas. El abuelo José y su tío Isaías le metieron el gusanillo de una facultad que para nada atrajo a su padre; «no quería ni oír hablar de ellas», puntualiza. Todo lo contrario que el hijo, embelesado por el trajín del abuelo con aquellas vetustas colmenas de corcho, hoy prácticamente extintas. Tras un paréntesis de varios años, José María retomó la actividad de la mano de quien considera su maestro, José Luis Ferrero (ya fallecido). «Cuando estoy en el colmenar, el noventa por ciento de mi pensamiento está con él. Fueron muchos trabajos juntos», recuerda emocionado.

Seducido por su amor a la naturaleza y con los conocimientos de sus maestros, hacia el año 1992 este apicultor alistano comenzó a colaborar en la explotación de su amigo José Luis. Primero ayudándole y construyendo las instalaciones en Figueruela de Abajo. Castrando las colmenas, montando y desmontado las alzas, seleccionando los panales, haciendo los enjambres... José María fue adquiriendo conocimientos y escuela, cada vez más atraído por la apicultura. Las diez primeras colmenas que explotó personalmente se han convertido en la actualidad en unas doscientas, con un negocio artesanal con registro sanitario que pretende poner a la miel de la Sierra de la Culebra en lo más alto. Ubicada en los términos de Figueruela de Abajo y Villarino-Manzanas, la explotación de José María Estévez bebe de las fuentes naturales de la Sierra de la Culebra. Aunque la principal floración es el brezo de Peña Mira, que da nombre a esta mil del bosque, las abejas aprovechan también la floral del cantueso, espino blanco, cerezo silvestre, manzano, zarza, tomillo o carquesa. «Los apicultores somos los que garantizamos la pervivencia del ecosistema». Desvinculado de su gran maestro José Luis Ferrero, el apicultor alistano emprendió así su aventura en solitario. «Empecé a construir mi propia nave con la ayuda de la familia y amigos», después se dio de alta como apicultor y por fin ha logrado el registro sanitario. Todo fue rodando. Compró la maquinaria y, poco a poco, como una hormiguita, ha conseguido poner en marcha una explotación siguiendo un proceso tan básico como laborioso. «De la colmena al tarro», simplifica en la recién creada página web (www.mieldealiste.es).

José María, su mujer y sus hijos se afanan en sacar el mejor producto. Castrar, extraer y envasar. «Yo soy el que estoy todo el año pendiente y ellos me ayudan fundamentalmente cuando sacamos la miel, en julio y a finales de septiembre», las dos épocas en las que se lleva a cabo la castra (proceso por el cual se quitan los panales con mil de las colmenas). En realidad el colmenar da trabajo todo el año. En el campo hay que mantener las colmenas limpias y en un buen estado sanitario. Y durante el invierno las faenas del apicultor son fundamentalmente de bricolaje y limpieza de material; hay que reparar los cuadros, las alzas? «Para tener bien atendida la colmena hay que estar pendiente todo el año» ratifica José María Estévez. Al final no se trata más que de elaborar una miel excepcional y tal es el empeño de este apicultor. «Los productos buenos se hacen propaganda ellos solos», sostiene este pequeño emprendedor enamorado de su tierra. «El que conoce esta zona sabe que de aquí sólo puede salir algo bueno». Más de treinta mil colmenas en la provincia concentradas en 539 centros de producción En la provincia de Zamora están registradas en la actualidad un total de 539 explotaciones apícolas, la gran mayoría estantes o fijas, 514 con 22.600 colmenas; mientras que las 25 restantes son de carácter trashumante (móviles) y suman 8.120 colmenas, según los datos del Servicio Territorial de Agricultura y Ganadería de la Junta. Aunque la comarca más apícola es la de Sanabria-La Carballeda, donde se concentran la mayoría de las colmenas; es también significativa esta actividad pecuaria en Tábara, Aliste y Sayago. En Zamora existen dos asociaciones profesionales que luchan por los intereses de un sector que también acusa la crisis a causa de los azotes de la caída de precios, la importación de miel de países terceros a precios ruinosos o el pago de impuestos por colmenas que están empezando a aplicar algunos ayuntamientos de la provincia.



0 puntos
(0 votos)


Escrito por D.F.F.

+info
TAGS: EconomíaReligiónTradiciones
14ENE2004

ALISTE: Villarino decide construir un santuario dedicado a la Virgen de Fátima junto al río Manzanas...

URL: http://www.laopiniondezamora.es
el ayuntamiento de figueruela de arriba, cuya corporación municipal preside el alcalde popular manuel miguel arias, iniciará el viernes los trabajos técnicos previos a la construcción de un pequeño santuario campestre en honor a nuestra señora la vir...Villarino / Petisqueira.- El Consistorio de Figueruela y la Junta de Castilla y León analizarán pasado mañana sobre el terreno los pasos a seguir para habilitar la pequeña ermita que se situará en la misma ladera de la montaña donde está ubicada ahora la imagen de la Virgen de Fátima y el altar mayor donde se oficia la misa el domingo más cercano anterior al 13 de mayo para España y Portugal.
Dado que se trata de una empinada cuesta, la idea inicial se centra en construir una explanada en ella que permita acoger a los sacerdotes, al coro y a las autoridades, así como facilitar la visita de los devotos a las imágenes que hasta allí se desplazan en procesión desde Villarino Manzanas (comarca de Aliste) y Petisqueira (región lusa de Tras Os Montes y distrito de Braganza).
El proyecto incluirá el levantamiento de columnas de piedra autóctona que sujetarán el tejado que todo apunta a que se realizará con madera y pizarra de la explotación de flechas.
Ello quiere decir que no habrá ni paredes y obviamente ni puertas ni ventanas. De esta manera el espacio religioso queda a la vista de los feligreses que siguen la misa y el rosario desde la zona llana, entre el cauce del río Manzanas y el pie de la montaña. Además se pretende que siempre esté abierto para ser visitado por los alistanos y trasmontanos que cruzan la raya por el "Jardín de Aliste".
Una segunda actuación tenderá ha excavar en las rocas una escalera que unirá el camino que llega de Villarino y Riomanzanas directamente con el paso sobre el río. De está manera se permitirá que en momentos puntuales los romeros que se dedican a las compras puedan pasar de los puestos de España a los de Portugal sin tener que hacerlo como hasta ahora por entre la gente que asiste a las oraciones, ya que al juntarse mucha ésta ocupa la pradera y el camino.
Por otra parte, el Consistorio, haciéndose eco de las inquietudes de ediles y vecinos se muestra dispuesto a ir recuperando poco a poco viejos edificios públicos, en la medida de sus posibilidades económicas y con las ayudas de otras administraciones, para que no desaparezcan y se recuerde su actividad. En los casos concretos de Riomanzanas y Figueruela de Abajo, se pretende restaurar los dos antiguos lagares como centros representativos de la cultura tradicional. En Villarino Manzanas la actuación se centrará en la fragua del pueblo, mientras que en Moldones se preservarán para el futuro los dos hornos comunitarios utilizados durante siglos por los vecinos para hacer el pan; uno de ellos muy bien conservado.


0 puntos
(0 votos)


Escrito por webmaster

+info
TAGS: EconomíaNaturalezaSociedad
19ENE2003

ALISTE...

URL: http://www.laopiniondezamora.es
pizarras "riomanzanas" cierra temporalmente la cantera de flechas que tenía 36 trabajadoresLa empresa "Cupire Padesa", una de las de mayor peso en el sector pizarrero, ha cerrado temporalmente la cantera de piedras ornamentales y la planta de elaboración de Flechas, explotada por una de sus filiales, donde trabajaban alrededor de 36 personas. El problema para vender el producto se aventura como una de las causas del declive de uno de los proyectos mineros más importantes nacidos en Aliste. Más de 6.000 palés permanecen almacenados y esperando destino.

Flechas / Figueruela.- La empresa "Pizarras Riomanzanas" con domicilio en "La Medua" de Sobradelo de Valdeorras, en la provincia de Orense, es la Sociedad Anónima que ha venido explotando durante alrededor de cinco años la cantera de rocas ornamentales abierta en las estribaciones de la Sierra de la Culebra, concretamente en el paraje de "La Furnia", dentro del término local de Flechas, municipio de Figueruela de Arriba. Se trata de una filial de "Cupire Padesa" considerada la más importante del mundo en el sector. La planta transformadora y envasado está ubicada dentro de la zona denominada "Prado Redondo"?, donde se concedió en su día un permiso de uso privativo de la finca de "Urrieta Cueva" y "Salgueiro".
Las causas del cierre, que se asegura no será definitivo, sino de momento sólo con carácter temporal, estaría en los problemas de la empresa para comercializar el producto. De hecho habría un stop de unos 6.000 palés esperando destino. Existen así mismo rumores sobre la baja calidad de la pizarra extraída.
En Flechas han venido trabajando desde 1998 una media de 36 obreros, entre hombres y mujeres, pertenecientes a zonas tan distantes como San Juan del Rebollar, A Gudiña (Orense), Figueruela de Abajo, Villardeciervos y Puebla de Sanabria.
Tanto entre los ex-trabajadores como en fuentes municipales si algo se tiene claro es la seriedad mostrada en todos estos años por la empresa, siempre dispuesta a hablar y a colaborar. De hecho los pagos a los empleados siempre se hicieron al día. Ante la nueva situación la pizarrera ofreció a sus contratados la posibilidad de seguir con la misma actividad pero en Galicia. Finalmente la mayoría de ellos han optado por seguir en la zona alistana, recalando en muchos casos en otras pizarreras como es el caso de la empresa de Placido Carrera Fernández en Riofrío, en pleno auge.
El alcalde del Ayuntamiento de Figueruela de Arriba, Mariano Manjón Rodríguez, preve desplazarse esta próxima semana a Sobradelo de Valdeorras para entrevistarse con los directivos de la empresa con vistas a saber la situación, el origen del cierre y a pedirles la continuidad de su empresa en Aliste dada la importancia de los empleos generados.
Hay que tener en cuenta que el municipio, integrado por Figueruela de Arriba, Flechas, Figueruela de Abajo, Gallegos del Campo, Riomanzanas, Moldones y Villarino Manzanas es uno de los más afectados por la fuerte emigración de los últimos años. De hecho de los 2,121 habitantes de 1950 ha pasado a sólo 559 (270 hombres y 289 mujeres) en 2003, perdiendo 1.52 vecinos.

"Castilla" abre una nueva cantera en Boya para poder seguir trabajando en Mahíde
El sector pizarrero, nacido como una industria emergente que podría solucionar los problemas de empleo en Aliste está teniendo graves problemas para salir adelante a pesar de haberse llegado a producir alrededor de 23.000 toneladas anuales de producto con un valor de 10.818,271 euros (en torno a 1.800 millones de pesetas). La empresa "Pizarras Castilla", de la que es uno de los principales accionistas Manuel Lamelas Viloria, con sede en Ponferrada, ha cerrado así mismo la cantera abierta en Mahíde, aunque se mantiene la planta transformadora, gracias a la apertura de una nueva mina dentro del término de Bolla de la Carballeda, población perteneciente al mismo municipio. De momento "Pizarras Riofrío", empresa de Placido Carrera se afianza como la más boyante del sector en la comarca y lejos de bajar la producción esta va en aumento lo mismo que los contratos de trabajo. La familia del empresario leonés será la próxima que arriesgue su dinero en la zona con la apertura de una cantera y planta en Abejera. La Escuela de Formación de la Pizarra, una gran apuesta de la Consejería de Industria y González Vallvé, no ha tenido demasiado éxito en lo que a presencia de alumnos respecta


0 puntos
(0 votos)


Escrito por webmaster

+info
TAGS: EconomíaReligiónCulturaTurismoNaturalezaTradiciones
19ENE2002

DE PUEBLO EN PUEBLO: Pozuelo de Tábara, parada y fonda de la sierra de La Culebra

URL: http://www.laopiniondezamora.es
la localidad goza de prestigio gastronómico desde la época en que los carreteros circulaban por las calzadasPozuelo de Tábara adquirió en la época de los carreteros la fama de parada y fonda y nunca más ha perdido el merecido prestigio. Andrés Tomás y su mujer Francisca Pino, así como Manuel Tomás, atendían a los carreteros sanabreses que bajaban de las sierra con castañas y manzanas, y regresaban cargados de vino. «Dormían en sacos de paja y estas posadas comían con todas las atenciones y con familiaridad».

Hoy el mesón “El Pollo” y el restaurante “Vianco” mantienen en alto rango el placer de comer bien, a gusto y barato. «No hay un solo camionero de la ruta de Galicia que no conozca Pozuelo» afirma Antonio Alonso, un hombre jovial.

A diario recalan los trabajadores de la zona atareados en la construcción, obras de infraestructura, actuaciones silvoforestales, de guardería o de servicios. Y los fines de semana aparece una clientela procedente de la capital o de otros pueblos deseosos de disfrutar amigablemente ante un mantel tan ligado a lo casero.

Es Pozuelo de Tábara un pueblo cuyo término se extiende por una superficie de 2.500 hectáreas de las que unas 1.800 se destinan al cultivo de cereal, especialmente trigo y cebada. El monte bajo, con predominancia de la jara, ocupa unas 500 hectáreas.

No hace siquiera un lustro que los agricultores se apuntaron con gran vocación al cultivo del lino, y del cáñamo, animados por unas atractivas subvenciones. Pero el enredo de la transformaciones dejó tal labranza en una triste aventura. «Del año 1998 quedarán pendientes entre 15 ó 20 millones de pesetas de subvención que no se cobrarán» precisa un vecino.

Para el sector agrícola la esperanza, las expectativas y la incertidumbre pasan, hoy día, por la transformación que acompañará al plan de regadío proyectado para la zona y que afectará a cerca de 600 hectáreas. Es un regadío que arranca en Puente Quintos y que dispondrá de toda la modernidad merced a la automatización.

No falta el pesimismo. «La mayoría de los productos no valen nada y no se sabe qué sembrar porque todo está con cupo» expresa el propio alcalde Jesús Angel Tomás. En cuanto al maíz se afirma que «no hay quien lo recoja porque no tiene salida». El máximo exponente municipal sale adelante en la vida con un elegante rebaño de cabras.

La realidad es que los agricultores y ganaderos locales se cuentan sin tardanza porque no llegan a la decena.

El censo ganadero se cifra en unas 1500 ovejas y en dos hatajos de cabras que suman 800 cabezas. Han desaparecido de la vista y del campo las vacas y los entrañables burros. El último pollino perteneció a Antonio Ferrero.

Germán Morais, jubilado, habla del pastoreo de antaño, cuando en el pueblo tenía animales todo el mundo. «¡Vi muchas veces al lobo! Una noche me mató trece en la zona de “Las Canteras”. Me vine a dormir para casa y cuando fui por la mañana tenía la faena hecha» expresa.

Mano a mano contra Antonio Alonso se halla echando un tute Gabriel García, un marranero que conoce el sector del porcino con pelos y señales. «Moví más cerdos que cantos tiene el coto de mi pueblo» expresa. Hace un especial hincapié en las matanzas del medio rural, venidas a menos, porque se ponían sobre la mesa animales «criados lentos, con las sobras de casa y con productos del huerto». Ahora, precisa, «tira Portugal, pero son cerdos verdejos de 90 kilos».

Los vecinos tienen una gran estima a la campanilla de la iglesia Pozuelo de Tábara presenta un aspecto urbanístico mudado y renovado. Se construyó sin necesidad de recurrir a materiales de otros confines porque contó con su propia explotación de piedra en el pago conocido como “Las Canteras”.

Igualmente contó con tejares en el pago “Los Cabezos”. Estaban en manos de Angel Blanco y su hermano José, pero ya venían de su padres. También existían adoberas en la zona de “Las Fuentes” y “Prao de Arriba”. «Manuel Sánchez hizo muchos. En una temporada le faltaron 700 para los 13.000 adobes» según recuerda uno de sus hijos. En el sector de los oficios, “los modorrinos”, así llamados los habitantes por consonancia con un paraje conocido como “La Modorrina”, estuvieron perfectamente atendidos en las fraguas de la familia Fernández: Rufino, Victorino y Eliseo. Y debidamente rasurados merced a las buenas maneras de los barberos Román Sánchez y Jerónimo Morán.

Socialmente no escapa de ser uno de tantos pueblos distinguidos por el envejecimiento. «Un 80 por ciento» en la estimación del que fuera secretario Ramiro Carretero, natural de Figueruela de Abajo y que recaló en el pueblo el 17 de septiembre de 1954. Es un hombre amante de la lectura y incluso de la escritura, aunque este apartado no lo ha espabilado. «Me gustaría dejar memoria de las tradiciones de mi pueblo natal» afirma mientras lanza la vista a una vieja fotografía de familia dispuesta ante un portalón alistano.

Es un enclave de gentes afables, que gustan de reunirse y compartir los buenos momentos, especialmente en la sobremesa. «Se juega al tute y al perrero. Ahora con el cambio a euros todavía no saben qué moneda elegir» comenta Enrique Ferrero.

La guerra civil dejó un recuerdo desagradable y, en algunos casos, nefasto. A la media docena muertos en el frente se sumaron dos asesinados fríamente por las huestes falangistas. Isaías y Domingo fueron convencidos para que se entregaran como mal menor, pero fueron eliminados. Otros estaban ya destinados al mismo fin y se salvaron por intercesión del jefe de falange de Tábara A. M. Se personó y dijo: «éstos no se llevan», y fue su suerte. Su gesto animó al sacerdote que invocó la clemencia por otros seis de Moreruela que corrían la misma desgracia y «fueron bajados del camión». Sin embargo, no se olvidan las brutales palizas que dieron a varios vecinos. Tras una declaración tan falsa como ominosa fueron golpeados con vergajos sin ninguna piedad. «Unos fuimos para casa a hombros y otros llevados a la silla la reina. A mí me tuvieron que cortar la camisa para poder quitármela» expresa uno de los golpeados que fue sacado de la iglesia un día tan especial como el de San Roque de 1936. Del hecho culpan a falangistas de Villarrín y Villafáfila.

La localidad (200 habitantes) perdió el pasado miércoles a Pilar Román Pino, que cumplía 104 en abril. Hasta casi sus últimos días siguió fiel a su afición al huerto. Fortaleció la salud hace más de medio siglo en los balnearios de Medina del Campo.

- Dígame usted qué puedo comer, le preguntó en una ocasión al médico cuidando de su salud.

- Dígame usted lo que come para comerlo yo, contestó el galeno admirado de su longevidad.

En la escuela lidian con los saberes once escolares y sorprende la concentración que ponen en sus quehaceres. Víctor Tomás, de tres años, es el benjamín y se entretiene con unas didácticas piezas. El profesor Angel Benéitez, con diez años en la plaza, afirma que la clave para llevar por buen camino la enseñanza en las escuelas unitarias «es que los niños se acostumbren a trabajar autónomos». Y hace mención a «juegos castigados» para señalar que no conviene sacar todos los juegos de golpe porque así no se cansan de todos y viven la experiencia de la novedad. Entre los alumnos llaman la atención tres ecuatorianos, plenamente integrados al ambiente.

La juventud de Pozuelo busca su futuro en los estudios y, en caso de tirar los libros, en cualquier campo laboral. No se mencionan renombres pero sí se hace referencia a una buena madera para sacar con brillantez carreras y oficios. El bar “Yahsmín”, atendido por Héctor Tomás, se ofrece como el escenario más apropiado para que la mocedad se cruce las miradas y las palabras más sensibles.

El miércoles puso la cigüeña de nuevo sus patas sobre la torre de la iglesia, pero quedó sorprendida al no encontrar el nido. El pueblo decidió retirarlo para evitar daños mayores al decir de un vecino que se fijó en este detalle. Hace dieciocho años que unos mozos prendieron fuego al gran nido existente y se coló como un misil al interior de la iglesia. En esta ocasión se utilizó una grúa para no provocar destrozos. Es la lucha entre la conservación y la seguridad de los templos. «Poco a poco volverá a estar el ave sobre la torre» afirma el vecino, que prefiere ver a la cigüeña donde siempre ha estado.

Las tres campanas necesitan una mejor seguridad. La campanilla procede de una ermita y cuenta con la mayor estima popular porque se utilizaba para espantar las tormentas. Su música tiene letra: “tente nublado, no vengas cargado, que matas a la gente que está en el prado”. Las otras dos campanas, de 1818, se pide que sean incluidas en un Inventario de Bienes Muebles. El 29 de marzo de 1980 un equipo del Museo Campanaire de L’Isle Jourdain, de Francia, recogió sus toques.

Afincado en las estribaciones de la Reserva de La Culebra, Pozuelo de Tábara ofrece la parada y la fonda que conviene a caminantes y trotamundos.

“El Tafarrón”: la mayor ilusión de todo joven y la fiesta por excelencia Pozuelo de Tábara resuena por otros confines merced al tradicional festejo del “Tafarrón”, una mascarada que se vive con tanta pasión como emoción. «Es la fiesta por excelencia», y existe una vivienda, dotada de vajilla y demás, para que los protagonistas puedan disfrutar con todos los suyos de las correspondientes comidas y agasajos gastronómicos que se organizan con tal motivo. Durante largos años Francisca Ferrero se encargó de hacer el chocante traje del “Tafarrón”, pero ahora —porque cada uno gusta de conservarlo como recuerdo— es preciso comprarlo «en Galicia o Portugal». En esencia, “El Tafarrón”, antes de serlo por sorteo, comienza formando parte como “entrante” y luego como “mayordomo”.

El próximo ha recaído en el joven Daniel Ferrero, estudiante en Salamanca, que ya ha entrado en contacto con un gimnasio para no defraudar a la concurrencia cuando represente a la memorable figura. Y es que hay que prepararse a fondo para aguantar las correrías por las calles. Otra buena preparación física ha consistido en llenar el chaleco de caza de piedras y hacer millas por el campo.

El coto “La Modorrina”, presidido por José María de Río, tiene un saldo de 7.168 euros.


0 puntos
(0 votos)


Escrito por webmaster

+info